3.5.12

Dama, la perra cantante

Lo acabo de ver y todavía me estoy riendo...
A ver si mis gatos se animan con el piano, Robin suele hacerlo...

9 comentarios:

Gema dijo...

Hace poco vi a un pedazo de perraco que hacía algo parecido pero en mitad del parque y con la sirena de una ambulancia... mientras su dueña tiraba de la correa tratando de llevarse a su perro cantarín a casa, menudo numerito!! Me tuve que reir, lo siento por la dueña avergonzada...

delavega dijo...

Si he visto algo similar en animal planet , para mondarse .Oye esto un ejercicio de distracción para no darnos la respuesta a la entrada anterior.

Anónimo dijo...

Me parto :D, así que con el piano eh...yo tengo una gata que se pone así con oír cantar, claro que es más en plan, te lo suplico, callate. Pero es que tiene muy poco gusto musical, no es otra cosa :D. Un saludo, Lyuti desconectada.

okinawa dijo...

jojojo,... me acuerdo de mamá alguna vez, intentando "cantar" con el singstar. yo no la acompañaba, yo intentaba hacerle callar, por eso le empezaba a mordisquear la barbilla. que te calles ya! que es doloroso!

Molli y Kimi dijo...

Mas que cantar, creo que se esta quejando de que no le gusta el ruido Molli hace lo mismo pero en version gatuna cuando toco el piano, y es que no le gusta el sonido.
Besotes
Marga y tres peludos

PSD: tengo piano pero no se tocarlo. ( Es mi asignatura pendiente)

Mi Álter Ego dijo...

Hola!!. Te he visto por mi blog y he venido a conocerte. Me ha hecho mucha gracia el vídeo. A la gata de mi madre, ya fallecida, la pobre (me refiero a la gata) le encantaba que mi madre la cogiera en brazos para bailar cuando sonaban canciones de Luis Miguel. Jajaja.

Me encantan todos tus bichejos. Tu Edgar me recuerda mucho a mi Forlán, con la diferencia de que al mío le encanta el agua.

Un besote. Nos leemos.

Elvira dijo...

Gema, la verdad es que los perros son un punto. Algún día tendré uno y tal vez me ponga a hacer paranoias de ésas :D En menudo aprieto meten a los dueños a veces...

Delavega, muy astuto. Y en parte sí, pero ya queda muy muy poco... yo ya sé quién es y ya mismo subiré fotos...

Lyuti, a mí me pasa eso cuando me da la vena y me pongo a cantar... Oreo se pone nerviosa y trata de calmarme... y si no, empieza a pegarme zarpazos... Los demás se conforman con irse lejos y mirarme con las pupilas dilatadas...

Okinawa, es que a veces los humanos cantamos muy alto... y ellos que son sensibles y melodiosos se tienen que sentir acústicamente invadidos... seguro...

Molli&Kimi, yo tengo piano, pero lo toco en versión free style :) También es mi asignatura pendiente, pero algún día lo tocaré en condiciones, aunque sea encerrada en un sótano.

Álter, un gusto verte por aquí. A mí Forlán también me recuerda a Edgar, tienen una estructura parecida. Pero sí, Edgar es un tiquismiquis de cuidado... Forlán parece más aventurero. Me alegra que estés por aquí, a mí ya me tienes enganchada con tu blog, así que seguiré pasándome a ver qué escribes.

¡Besines!

Gatos Gatunos dijo...

Nosotros a los peludos les cantamos, a veces son miran raro, a veces se van y otras nos contestan... pero mejor no saber lo que dicen.

Saida dijo...

¡es buenísimo!!!!