7.6.11

El por qué de los nombres de mis gatos

Hoy me preguntó Gris en un comentario el por qué de los nombres de los gatos, así que en lugar de escribir un comentario escribo esta entrada ;-)

Veréis, en realidad, mis enanos tienen unos nombres más completos que los que puse en principio. Mi intención era ponerlos completos, pero tuve problemas para colocarlos debajo de las fotografías con sus nombres y simplemente lo dejé estar. Aunque no pueda modificar eso, sí que quiero ponérselos completos en sus biografías, pero antes de cambiarlo, os contaré el por qué de sus nombres.

1. Edgar no se llama "Edgar" sin más. Le pusimos "Edgar Vladimir London". Tanto HH como yo somos escritores aficionados y lectores compulsivos, de modo que solemos estar en contacto con el mundo de la literatura. Yo siempre quise tener un gato con nombre de escritor y cuando encontramos a Edgar así se lo hice saber a HH. Pensamos varios nombres para él: Kafka, Mefistófeles -por la obra de Goethe, Fausto-, Fausto... y también Edgar y Poe.
Kafka no le pegaba. Mefistófeles y Fausto le daban un carácter diabólico que, teniendo en cuenta cómo es Edgar de buenazo, no le iban nada. La cosa se quedó entre Poe y Edgar, ya que a ambos nos gusta el escritor y además tiene el famoso relato de El gato negro. Poe no le terminaba de convencer a HH y la verdad es que "Edgar" es bonito y elegante y ya entre unas cosas y otras se quedó con él. Sin embargo era un gatazo bastante señorial y HH dijo de ponerle un nombre compuesto, ya que iba con su personalidad. Empezamos a pensar y en seguida surgió "Vladimir". Vladimir viene de un libro que nos encanta a ambos, Lolita, y el escritor es Vladimir Nabokov. Lo de London fue el "apellido", que viene de Jack London, escritor que le gusta mucho a HH. Así que ya teníamos un nombre tela de sonoro -y un poco pijeras, he de reconocer-: Edgar Vladimir London (aunque el nombre de pila es Edgar, por supuesto).

2.Darwin Cobain. En principio decir que pensábamos que Darwin era gata y no gato y se iba a llamar Kitiara por Las crónicas de la Dragonlance, ya que es mi personaje femenino favorito. Cuando nos enteramos de que era gatO fue en la propia clínica veterinaria y no hubo tanto tiempo para ponerle nombre. Considero que Charles Darwin es uno de los hombres más influyentes de la Historia de la Humanidad y la verdad es que a diario veo personas que se dedican a intentar echar por tierra sus teorías, ya sea por motivos religiosos o económicos. Además yo por aquel entonces veía muchos documentales que trataban de biología y el nombre de Darwin era constante. Me gustaba y además... Darwin era rubio, como mi gato y estábamos en una clínica veterinaria... así que una cosa llevó a la otra. HH me propuso llamarlo Kurt Cobain por aquello de que era un gato rubio y mugroso -sí, a los dos nos gusta el grupo Nirvana-, pero llamar a un gato "Kurt" que la verdad es que es un poco difícil de pronunciar en español y suena un poco ridículo y forzado: Kuuuuuurt ¡ven aquí! ¡Kurt, mira! ... como que no. Sin embargo me gusta que los nombres de los gatos lo elijamos entre los dos, así que como no puso pegas a llamarlo Darwin, se quedó con Darwin Cobain.

3. Fiodor Kafka Maquiavelo. Fiodor era tan blanquito que o le poníamos un nombre ruso... o lo hubiéramos llamado Freud -autor que ambos hemos estudiado en nuestras respectivas carreras-. Pero Freud no le gustaba a HH, así que dijimos que un nombre ruso. Estuvimos bromeando, diciendo de llamarlo Lenin, Rasputin, Stalin... pero obviamente no. Vladimir nos gustaba, pero ya lo tenía Edgar. Yo había leído no hacía mucho Crimen y castigo, pero claro, Dostoievski... le pasa como a Kurt, que no es fácil de pronunciar. Kafka era otro nombre que barajábamos, pero de primero... como que no le pegaba. Al final... como no fue Dostoievski, fue Fiodor, ya que era el nombre de este escritor. Tenía pinta de pillo, de ingeniárselas muy bien... HH y yo teníamos cierta broma privada con Maquiavelo... así que voilà, Fiodor Kafka Maquiavelo.

Y así le pusimos esos nombres pomposos a los tres, aunque luego cada uno responde por su primer nombre y se acabó. Y lo peor, es que en el fondo... los nombres pomposos que tienen les pegan demasiado bien :-P

10 comentarios:

Gris dijo...

Nabokov! madre mía, no puedo creer que se me pasara eso! que mal!

yo quería hacer lo mismo pero a Pablo ne le gustaban ninguno de los nombres: karenina, woolf, zadie,june... nada que al final quedó en lupe.. Eso sí, si algún dá tengo un gato fijo que se lleba un nombre literario: tyler, fowles, hemingway, joyce, heathcliff,etc..

algún nombre de autor o de protagonista.. ah1!! y cobain uno de los grandes, sí señores!

Elvira, el Cisne Negro dijo...

Me encanta ver que eres una devora libros. Es raro que a una gatófila sea además bibliófila. Y según he leído en tu blog, además también prefieres la compañía de los animales a la de las personas, lo cual no deja de ser una sorpresa.

Hay pocas personas como tú, así que me alegro de poder estar en contacto contigo.

Un abrazo.

Anónimo dijo...

Realmente no es tan raro que, dado el contexto (blogs que tratan de animales), encuentres personas con las que compartir gustos.

En un blog cuya temática son los animales estás dejando bien claro que te gustan los bichos y, de una forma algo más indirecta, que te gusta escribir. Las personas con las que te relacionas dentro de este contexto compartirán, al menos, estos dos intereses. ¿No te parece?

Elvira, el Cisne Negro dijo...

Querido anónimo, me temo que no. Sólo hay que ver algunos blogs de gatos -no los que yo enlazo, que obviamente son los que más me gustan- en los que hay miles de faltas de ortografía, otros son bastante cutres, otros están bastante recargados, otros son bastante vomitivos y cursis hasta la saciedad... vamos, que el único motivo por el que los leería sería que me gusten sus gatos.

Así que al menos le pido a los autores que no tengan un blog que me eche de allí... y no todos lo tienen. Incluso dentro de los que yo enlazo hay distintas calidades. Además, una cosa es "escribir" que lo puede hacer cualquiera y otra es leer. Y ella me ha demostrado que leer, desde luego lee, y además los clásicos... y eso es raro de encontrar. Precisamente será por eso que tiene un blog de mayor calidad que otros.

Y bueno, lo de "antisocial" también es raro de cojones.

Así que al encontrar una persona con estas tres aptitudes, normal que me quite el sombrero.

Kira dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Kira dijo...

Aquí otra gatera bibliófila.
Yo tengo la teoría de que libros y gatos van unidos, hay montones de escritores y poetas que son amantes de los gatos y en muchos blogs de gatos hay guiños literarios.

P.D: espero que tus acogidos encuentren las mejores familias.

fidel dijo...

Tienes unos gatos preciosos ,con esos nombres de escritores clasicos tienen personalidad literaria,asi que tienes buenos ayudantes para tus entradas.El "Gato negro" no es una de mis favoritas y eso que me gusta Poe.Mimos para esos literatos gatorriles.

Efi ( la gata naturalista) dijo...

Pues en casa ya no tenemos "habitaciones" donde colocar más libros y eso que con el libro digital ahorramos espacio!
Yo creo que las personas amantes de los gatos, son más caseras y por lo tanto creo que más lectoras.
Nombres rimbombantes, a Fiodor no lo habia pillado, no se si sabes que somos Efigenia del Mar y Carlos Manuel Ulyses, apellidos: García Garrote!
Saluudos!

Elvira, el Cisne Negro dijo...

Pues entonces es que pertenezco a otra generación, porque de veras que no estoy acostumbrada a que las personas que me rodean les guste leer -y más buenos libros-.

Gracias Kira por tus deseos. Yo estoy haciendo todo lo posible por que Oreo y Nina tengan un hogar.

Tengo que darte la bienvenida, Fidel, y comentar que esto para mí ya es más inaudito: las mujeres somos las que estamos más enamoradas de los mininos, pero me alegra comprobar que hay hombres que también. Si es que son irresistibles :)

El nombre de Efigenia no es de los que pasa desapercibidos desde luego y Carlos Manuel Ulyses también tiene miga para un gato. Además sois asturianos... yo nací en Oviedo aunque lleve viviendo en el sur desde que tengo memoria, y he ido muchas veces a visitar todo aquello.

Pues después de esto sólo me queda alegrarme, porque no sabía qué iba a encontrarme en el mundo de los blogs gatunos cuando hice el mío y que apenas tenga unas semanas y ya esté descubriendo personas interesantes es muy esperanzador.

La verdad es que, sin frías cortesías de por medio, estoy encantada de conoceros.

Efi ( la gata naturalista) dijo...

Ja,ja te hemos convencidoooo!
Lo que pasa es que en el mundo somos muchos y por lo tanto, hay de todo y para todo, cursis, intelectuales, graciosillos...
Buscas gato negro tuerto desdentado y pianista y... saldrán millones.
Lo dicho hay de todo.
p/d: vaya familia que hasta vives con Hermann Hess,je,je!
El único asturiano de pura cepa creemos que es Carlitos, que nos adoptó.Mi Benefactor es madrileño mi madre asturiana, pero ciudadana del mundo, a mi me adoptaron en Almería.